1 de julio de 2015

Roque Negro. Lado oscuro, escalar a la sombra.

Ahora que tratamos de escalar huyendo de los calores del verano, Roque Negro se presenta como una muy buena opción. Siempre sobre el monteverde y a veces envuelto entre brumas, presenta en sus distintas vertientes excelentes escaladas en una roca distinta a la del resto de la isla, combinando el equipamiento fijo con la autoprotección.

El lado oscuro de roque negro

Dependiendo de la vertiente elegida podemos alternar sol y sombra durante todo el año. Su pared principal recibe el sol de la tarde al contrario que el Lado oscuro que, al encontrarse en su vertiente casi opuesta es soleado hasta el mediodía, permitiéndonos escalar a la sombra las largas tardes de verano.

A la sombra de la tarde en el L3 de Buenas manos buenas tetas 6c+

La primera ruta que se abrió en esta parte de atrás del roque fue "El lado oscuro", cuatro largos casi enteramente equipados donde sólo un poco de uso les daremos a  los friends. La ruta comienza subiéndonos al "sanguino" que hay en su base y hacia la izquierda a buscar unos bolts inox. Es posible llegar a cumbre y también lo es rapelar desde la última r hacia la anterior, y de esta al monte por donde ya descenderemos, en fuerte pendiente, caminando hasta su base.

Alexis llegando a la R1 de Buenas manos....
Otra buena ruta que recorre esta cara es "Buenas manos y buenas tetas" donde, tras dos primeros largos completamente equipados pendulearemos hacia la izda a buscar la reunión siguiente, una repisa en el monte, pegada a la pared y que es el punto donde se inicia el descenso a pie. De aquí salen otros dos largos combinando el equipamiento fijo con la autoprotección, por donde posteriormente podremos bajar rapelando a 30.

Si sólo optamos por las vías equipadas es posible hacer los dos primeros largos de esta vía y descender caminando.

En las fotos de abajo: izda, en el L3 de Buenas manos...6c+. Dcha, Tadeo iniciando el largo 2 de esta vía.



Alexis en el L4 6a de Buenas manos buenas tetas 



Teniendo como base el "Sanguino" por donde empieza "El lado oscuro" podemos hacer también dos cortas rutas. La primera de ellas, "El diedro del Sanguino". Donde subiremos por este árbol y en vez de ir hacia la izda, iremos a una chapa con argolla a la dcha desde donde iniciamos esta vía. 

Son 35 mts de V+ mantenido ó 6a y sólo encontraremos una chapa entrando a la vía y otra antes de la reunión, se protege fantásticamente y es una vía muy recomendable. 



En el diedro del Sanguino 

A la derecha del Sanguino nos encontramos "La diagnosis" una ruta de dos largos, donde en el primer paso también nos tenemos que apoyar en un árbol. La r1 de esta ruta sirve para el descenso de la anterior en el caso que nuestra cuerda sea de 60.

Pensativo en la r1 de la "Diagnosis"

Javi en el 6c de la "Jaramillo"

Otra pequeña zona del roque, siempre a la sombra, es la parte más baja de su pared principal. Entre las vías "Tupac Amaru" y la "Antivía" se encuentran algunas vías de un solo largo, recomendables puesto que siempre estaremos a la sombra de los árboles y sólo las llegadas a la reunión pueden estar soleadas. Son cuatro vías de corte deportivo, una semiequipada y otra donde podemos perder un par de horas practicando escalada artificial.

En este sector tenemos que tener presente que estamos en la base del roque, que existen vías de varios largos por encima, incluso la linea de rapeles del roque. Por lo que debemos avisar que estamos debajo y tener precaución con la caída de piedras.


Hasta un pequeño sector de bloque podemos encontrar a la sombra, eso si, no esperen gran cosa. Pocos bloques, pequeños y algún paso rebuscado para los machacas. Sin embargo el ambiente en que se envuelve hace que merezca la pena al menos una visita. Lo encontraremos fácilmente bajando campo a través desde las vías deportivas.

Acceso: Aparcando en el pueblo de Roque Negro, cerca de su Ermita. Justo en el aparcamiento principal sale un camino cementado hacia el roque. Subiremos por unos escalones y frente a la puerta verde de la casa, sube otra rampa (a la derecha), unos escalones de tierra roja y enseguida un pequeño camino a la izda. en la esquina del corral de cabras.

Seguimos este camino, algo cerrado por la vegetación, y después de la subida, cuando llanea, nos desviamos hacia la base del roque a la izda. 

Recorremos el roque por su base hasta llegar a su punto más bajo donde están las vías deportivas. El camino sigue y bordea el roque para llegar al Lado oscuro, a veces algo cerrado por la vegetación. 

Y ahí van los crokis de las rutas reseñadas, todas ellas equipadas con anclajes inoxidables. ¡¡Que las disfruten!!









No hay comentarios:

Publicar un comentario